*

X

¿La gente inteligente envejece más lento?

Salud

Por: pijamasurf - 08/09/2018

La relación entre la inteligencia y la larga vida

La inteligencia es la cualidad más admirada en nuestra sociedad; al menos, es la que está bien visto admirar (las personas no admiten que lo que más admiran es el poder o el dinero, por ejemplo). Y ciertamente hay algunas razones científicas para apreciar la inteligencia, entre ellas, el hecho de que la inteligencia parece influir tanto en cómo envejecemos a nivel físico como también en cómo percibimos esa edad, una percepción que está a la vez ligada a la buena salud. Sentirse joven es ser sano.

Un artículo publicado por The British Psychologist Society sugiere que las personas que son más inteligentes envejecen más lento. Diversos estudios han demostrado que la llamada "edad subjetiva" se correlaciona con diferentes enfermedades. Recientemente se descubrió que entre más inteligente se es a los 20 años, más jóvenes se sienten las personas a los 70, algo que -como mencionamos- no es menor.

A partir de esto se descubrió, además, que los individuos que se sienten jóvenes están -lógicamente- más abiertos a nuevas experiencias, lo cual a su vez está relacionado con la salud mental. En otro estudio se encontró una relación entre el IQ y la longitud de la telomerasa celular, un indicador de envejecimiento. En suma, parece que la inteligencia puede mejorar la salud.

Claro que esto es solamente una norma estadística y para muchas personas la inteligencia, cuando no esta acompañada por un buen manejo emocional y demás, puede resultar en una actitud que orilla a situaciones de alienación. Y si bien sentirse jóvenes ayuda a ser más sanos, sentirse solos contribuye a estar enfermos. En un famoso estudio de Harvard de hace algunos años se halló que el principal factor asociado con la felicidad y la longevidad no era la inteligencia sino tener relaciones íntimas, es decir, tener amigos y familia. Así que, ciertamente, la inteligencia no es todo en la vida.

Te podría interesar:

Si eres mujer, esta es una forma sencilla de evitar la depresión

Salud

Por: pijamasurf - 08/09/2018

Un estudio sugiere que existe una correlación entre los cronotipos y la depresión

La cronobiología es la ciencia que estudia los ciclos -como el circadiano- y su relación con los procesos biológicos, y ha cobrado mucha importancia en las últimas décadas. Se ha descubierto que el ser humano no está "divorciado" de la naturaleza y que los estados anímicos y metabólicos son regulados, al menos en parte, por los ciclos de la luz solar. 

Ante esto, no es sorpresa que en un estudio reciente (publicado en el Journal of Psychiatric Research) se encontrara que, específicamente en el caso de las mujeres, despertarse más temprano podría ayudar a combatir la depresión. En el estudio se examinó a unas 32 mil enfermeras, a las cuales se clasificó como deprimidas cuando ellas mismas lo reportaban así, cuando habían sido diagnosticadas por un médico o cuando estaban tomando antidepresivos. 

La investigación buscaba estudiar la relación entre el cronotipo y la depresión -el cronotipo es la caracterización que divide a las personas en aquellas que se levantan temprano en la mañana y se duermen temprano (los llamados early birds en inglés) y aquellas que se levantan tarde y duermen tarde (night owls)-.

Ahora bien, algunos especialistas han señalado que esta clasificación es demasiado simplista y debería incluir mayores matices. En la investigación mencionada, se halló una correlación entre la depresión y las personas del cronotipo de levantarse tarde. Si bien existen indicios de que este cronotipo podría ser genético, no hay información realmente concluyente y, por lo tanto, quizá podría ser revertido a través de nuevos hábitos.

Uno de los autores del estudio recomienda a los "búhos" nocturnos que intenten "dormir bien, se ejerciten, pasen tiempo afuera de casa, apaguen las luces en la noche e intenten recibir lla mayor luz diurna que puedan". Existe una relación muy clara entre la luz del Sol y la producción de hormonas y neurotransmisores como la melatonina y la serotonina, las cuales están involucradas en diversos procesos, entre ellos la regulación del sueño y el estado anímico. Así que si es posible, si estos individuos logran conciliar el sueño, se recomienda que intenten despertarse más temprano. Tradicionalmente, despertar a la hora del amanecer (o un poco antes) ha sido una práctica común en diferentes culturas, justamente por la lógica de seguir los ciclos de la naturaleza. 

Tal vez lo mismo podría aplicar para los hombres. No obstante, en la investigación citada sólo se tomó en cuenta a mujeres, y es posible que haya algunas diferencias cronobiológicas entre hombres y mujeres.