*

X

Este enorme bovino no es una vaca y quizá tampoco sea el más grande del mundo

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 11/30/2018

La imagen de "Knickers" ha recorrido como la red como "la vaca más grande del mundo", pero este título es inexacto

La foto que acompaña esta nota ha circulado con cierta profusión en los medios durante los últimos días, acaso justificadamente, pues no es del todo común ver a un animal que semeja en todo a una vaca con semejantes dimensiones, lo cual es más que suficiente para llamar la atención.

La imagen, que es real, fue tomada el pasado 26 de noviembre en una granja de Perth, Australia, administrada por Geoff Pearson. El animal en cuestión es un ejemplar de la variedad Holstein-Friesian, conocida por la abundancia de su leche y la calidad de su carne, que en este caso pesa 1,400kg y mide 2.02m de altura. Al menos por esto, es posible que sea el animal de su tipo más grande la isla oceánica.

Con todo, es una imprecisión llamarlo una vaca, pues el animal es más bien un buey, esto es, un ejemplar macho castrado en sus primeros años de vida con el objetivo de alterar su desarrollo. Además de esto, ha alcanzado dichas dimensiones porque su vida se ha extendido hasta los 7 años, una cifra inusual en los animales de su tipo.

Cabe aclarar también que en la imagen “Knickers” (que es el nombre que Pearson dio al semoviente) se encuentra entre un rebaño de Wagyus, otra variedad de bovinos usada sobre todo en la producción de carne Kobe, que tiene su origen en la gastronomía japonesa. Los ejemplares de esta variedad son de talla más bien mediana, comparados con la variedad Holstein, entre 20% y 30% más pequeños.

Asimismo, a raíz de esta imagen han surgido otros ejemplos de animales bovinos descomunales. En Canadá, por ejemplo, vive “Dozer”, cuya altura es de 1.95m.

Por último, cabe decir que en ambos casos, tanto para Knickers como para Dozer, sus propietarios han decidido mantenerlos con vida y no conducirlos al matadero (como sucede con el resto de sus semejantes), en buena medida porque por sus dimensiones corporales resultaría difícil o imposible matarlos en dichas instalaciones.

 

También en Pijama Surf: Dejar la carne y los lácteos: la solución más eficaz para regenerar la Tierra (ESTUDIO)

Te podría interesar:

Pareja muere al caer tomándose una selfie en el Parque Yosemite

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 11/30/2018

Trágica muerte que pone a pensar si las selfies deberían ser prohibidas

La fiebre de las selfies no sólo es molesta sino peligrosa, como queda cada vez más claro. No sólo los turistas que se toman selfies han dañado en los últimos tiempos sitios que son patrimonios de la humanidad, sino que cada vez ocurren más  "casualidades" de personas que mueren por tomarse esa, literalmente, "killer selfie". Cada año mueren más personas por tomarse una selfie que por ataques de tiburón.

Un caso reciente es el de Vishnu Viswanath y Meenakshi Moorthy, una pareja de la India que montó su cámara para tomarse una selfie en una zona sin protección. Sus cuerpos fueron recuperados 245m abajo del Taft Point en Yosemite, parque nacional del estado de California. El hermano de Viswanath, un ingeniero de software, dijo que la pareja murió tomándose una selfie. Las autoridades del parque los encontraron después de que vieron su cámara con tripié abandonada cerca del desfiladero.

Extrañamente, otra visitante del parque captó a Moorthy en el el fondo de una de sus selfies. A continuación, la foto (la chica de pelo rosa detrás es Moorthy): 

El problema parece ser especialmente grave en la India, donde hay numerosas muertes cada año por selfies. Hace unos meses reportamos el caso de un hombre que murió al intentar tomarse una selfie con un oso detrás. Surge entonces la relevante pregunta de si no deberían prohibirse las selfies, no sólo en sitios peligrosos sino en todo sitio turístico o cultural, pues cuando no ponen en peligro las vidas, impiden disfrutar auténticamente de la experiencia directa, contaminando la realidad con su banal artificio.