*

X

El porno en línea genera tantas emisiones de carbono como Bélgica o Nigeria

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 07/15/2019

Nuestras prácticas en el mundo digital también tienen un impacto en el medioambiente

Si te preocupa el estado en que se encuentra el planeta, es muy posible que te hayas tomado el tiempo de examinar algunos de tus hábitos cotidianos y el impacto que tienen en el medioambiente. El uso de combustibles fósiles y de plástico, la compra de ropa nueva, los traslados aéreos interoceánicos y el consumo de carne, entre otros, son prácticas que millones de personas realizan en todo el mundo frecuentemente y por ello se han convertido, a pesar de su aparente trivialidad, en amenazas serias para la vida en la Tierra.

En ese sentido, no es sencillo encontrar un solo aspecto de la manera de vivir del ser humano contemporáneo que no atente contra el equilibrio natural. Tal es el caso de la transmisión de videos en línea, que según algunas estimaciones genera como residuo la misma cantidad de emisiones de carbono por año que países como Bélgica, Bangladesh o Nigeria.

Esa fue la estimación a la que llegó la organización francesa The Shift Project, un think tank especializado en el efecto de las tecnologías digitales sobre el medioambiente. En términos generales, The Shift Project ha aplicado una metodología para conocer la cantidad de emisiones de gases de invernadero que se producen por actividades asociadas con las comunicaciones por Internet, las cuales dependen fundamentalmente de la energía eléctrica.

De acuerdo con sus cálculos, tanto el llamado streaming de videos como su consumo por parte del espectador final generan 300 millones de toneladas de dióxido de carbono, la misma cantidad que toda la actividad humana de los países antes mencionados. 

Pero si esto es en sí mismo interesante, vale la pena señalar que de ese total de emisiones de carbono, 1/3 corresponde a los videos consumidos a través de la plataforma Netflix, otro tercio a otras fuentes varias y la última parte a videos pornográficos. Dicho de otro modo, los usuarios de Internet consumen la misma cantidad de series y películas que de pornografía, y eso tiene un impacto considerable sobre el planeta.

De acuerdo con The Shift Project, el mundo digital contribuye en un 4% a la generación total de gases de invernadero, y para el año 2025 esta proporción podría aumentar hasta el 8%. En el caso de los videos, la llegada relativamente inminente de la resolución 8K podría incrementar también la cantidad de emisiones de carbono asociadas con éstos.

¿Qué te parece? ¿Crees que podrías cambiar este hábito? No dudes en dejarnos tu opinión en la sección de comentarios de esta nota o través de nuestros perfiles en redes sociales.

 

También en Pijama Surf: Esta gráfica muestra las decisiones personales que realmente combaten el cambio climático